Asfalto en frío : Todo lo que deben saber sobre la mezcla fría de asfalto.

Para empezar respondamos, ¿qué es el asfalto en frío? Consiste en una combinación de agregados minerales, asfalto emulsionado entre otros aditivos. Los agregados se pueden concretar con materiales vírgenes o pavimento de asfalto recuperado, el cual es también conocido como fresado de asfalto. Ésta última opción se utiliza comúnmente pues con ella es posible ahorrar dinero. Las mezclas frías se pueden hacer ya sea en el sitio o en una localización central para posteriormente ser transportadas al sitio. La flexibilidad en la creación de este tipo de asfalto fuera de sitio es particularmente útil por lo que se usa con frecuencia en carreteras remotas. El asfalto de mezcla fría es sólo un tipo, al igual que el asfalto de mezcla caliente, el asfalto de masilla (asfalto de hoja), entre otros. Con respecto al asfalto de mezcla fría, se usa comúnmente en caminos rurales o de bajo tráfico, asimismo, para reparar el pavimento desgastado y los baches cuando no hay ninguna mezcla caliente disponible con facilidad. Cabe añadir que también se utiliza como parches temporales.

Se dispone asimismo el uso de este tipo de asfalto para la encuadernación, base,  cursos superiores, y para la nivelación, así como en los revestimientos estructurales. Los materiales usados en la mezcla en frío son duraderos y flexibles, lo que les permite autosanarse incluso bajo la presión de los cambios de temperatura con el pasar de las estaciones, es por ello que las mezclas en frío son tan empleadas en proyectos de carreteras e inclusive en labores sencillas. Ahora bien, ¿cuáles son los beneficios del pavimento de la mezcla en frío del asfalto? Son diversos, entre los cuales vale la pena mencionar los siguientes:

  • Es un material flexible y a la vez es lo suficientemente fuerte para soportar las fluctuaciones de temperatura.
  • Puede ser mezclado en el sitio o fuera del sitio y luego ser transportado a la ubicación.
  • Es una opción ecoamigable hecha de materiales a base de agua a temperatura ambiente, lo que reduce las emisiones, el consumo de energía y los humos tóxicos.
  • Mínimos materiales y gastos de transporte.
  • Es fácil de mantener y reciclar.
  • Solución eficaz para pavimentar o reparar caminos rurales que no estén cerca de plantas de mezcla caliente.

Ahora bien, ¿cómo se realiza la mezcla fría de asfalto? El asfalto se emulsiona en agua y jabón antes de ser mezclado con el agregado. En su estado emulsionado, el asfalto es muy fácil de trabajar gracias a que es compacto. Dado el tiempo suficiente, la emulsión se romperá y el agua se evaporará de modo que la mezcla fría tome las propiedades que le caracterizan. ¿Cuál es el proceso de pavimentación en frío? Consiste en un procedimiento único que se utiliza para hacer la mezcla de asfalto en frío. El proceso implica mezclar el diseño con el agregado del proyecto y la emulsión, que se fabrica para recubrir y unir el agregado. Este proceso permite que el producto final asuma mayor resistencia al esfuerzo durante y después de la construcción. El asfalto y el agregado se colocan en un “pugmill” que lo mezcla apropiadamente, posteriormente el resultado se transporta a la pavimentadora, la cual lo coloca sobre la superficie de la estera. Cabe indicar que cuando se aplica mezcla fría de asfalto a las carreteras, es tan importante compactarla adecuadamente con rodillos y permitir que pase por el proceso de curado antes de que se abra al tráfico.

Es menester señalar que el asfalto de mezcla fría debe someterse a tratamientos superficiales aproximadamente un año después de su instalación. Seguramente se preguntarán qué hace el asfalto, por lo que responderemos que es excelente reparando parches fallidos, recortes de servicios públicos y baches. Aunque la mezcla fría se puede utilizar en cualquier época del año, se utiliza a menudo durante condiciones climáticas bajas como el invierno.  Las mezclas de emulsión de asfalto se utilizan para la creación de carreteras locales, pues representan la mejor opción cuando se trata de mejorar la resistencia y la calidad general de las superficies delgadas del pavimento. Debido a su flexibilidad, alto volumen de vacío y su capacidad de auto-curarse, el asfalto de mezcla fría es resistente bajo presión además de resistente a las grietas y a la fatiga de la superficie.

Al igual que cualquier otro tipo de recubrimiento, el asfalto en frío sólo se debe aplicar sobre una base o pavimento que esté en muy buenas condiciones y no tenga ningún defecto de base o drenaje. Si hay dificultades en la base o pavimento, las reparaciones deben hacerse antes de aplicar la capa para obtener los mejores resultados. También se recomienda usar una capa protectora de emulsión, especialmente en áreas que presenten curvas o grados. No todo el asfalto de la mezcla fría se hace igualmente. Todo, desde los materiales utilizados hasta el proceso de fabricación y la instalación, alteran la forma en que se mantiene bajo presión. Por ello es importante acudir con expertos en todo lo relacionado a este tipo de asfalto como los que operan en Grupo Empresarial Escudero.

¿Necesitan del mejor asfalto en frío para que sus proyectos de construcción se concreten a la perfección? Entonces acudan con nosotros, ya que les ofrecemos el mejor material a un precio justo. No en vano llevamos más de 30 años en el negocio y son cada vez más los clientes que acuden para que les ofrezcamos la mejor solución. Contáctennos, les garantizamos el mejor servicio.